Compartir

La fotografía estenopeica ha sido utilizada a lo largo de la historia por multitud de fotógrafos. Bien por falta de otros medios o por la implicación artesanal intrínseca al procedimiento, esta técnica ha conseguido conquistar la mirada de muchos fotógrafos, aficionados y profesionales.

Aunque todos hemos experimentado con la ya mítica caja de zapatos opaca, algunos artistas han llevado la experiencia a un terreno más personal, donde no solo la captura de imágenes se realiza de manera más competente, sino que se vive desde dentro este maravilloso proceso creativo.

Natalia Muñoz, creadora e impulsora de "The Camera Van Project" © Albedo Media
Natalia Muñoz, creadora e impulsora de “The Camera Van Project” © Albedo Media

El caso que nos ocupa es el de la burgalesa Natalia Muñoz (Lia Mun). Su proyecto “The Camera Van Project” tiene como objetivo convertir una furgoneta Nissan Vanette en una cámara estenopeica de gran tamaño.

El proyecto pretende fomentar el uso de esta técnica tradicional fotográfica, recordemos que el fundamento óptico de la cámara oscura es registrado entre otras fuentes en textos chinos del siglo quinto A.C, acercándola al arte contemporáneo y a entornos –sobre todo rurales– no acostumbrados a formar parte de la creación artística.

Esquema de funcionamiento de "The Camera Van Project" © Lia Mun
Esquema de funcionamiento de “The Camera Van Project” © Lia Mun

Hablamos con Natalia Muñoz para que nos cuente los entresijos de este “The Camera Van Project”.

Albedo Media – Explícanos tu proyecto, por qué decides crearlo y qué dificultades logísticas tuviste que sortear para llevarlo a cabo.

Lia Mun – Siempre me ha interesado la fotografía estenopeica. La técnica no es nada nuevo, hay mucha gente que se dedica a ello, incluso en grandes formatos como el mío. Creo que es una herramienta que encaja muy bien con mi forma de entender la fotografía y mi gusto fotográfico, dado que soy una apasionada de la fotografía en blanco y negro. Empecé el pasado mes de noviembre, con el apoyo de Abajo Izquierdo. El equipo de Black Balance Club me ayudó a montar la parte interior, y lo que más me costó fue la concepción del estenopo y cómo llevarlo a cabo. Al principio tuve ciertas dificultades técnicas, debido a que la furgoneta no estaba adecuadamente preparada, y había resquicios por los que entraba la luz. A raíz de ahí, me propuse mejorar el sistema hasta llegar a lo que tengo hoy. Han sido muchos los meses de trabajo, kilómetros recorridos y tiempos a oscuras para conseguir que todo funcionase correctamente.

Negativo revelado en la propia furgoneta © Lia Mun
Negativo revelado en la propia furgoneta © Lia Mun

AM – ¿Cómo funciona la furgoneta estenopeica?

LM – Una vez dentro de la furgoneta, dejo que entre la luz para observar la imagen y elijo el encuadre que se puede modificar mediante un panel móvil que acerca o aleja la imagen. Dependiendo de la distancia focal elegida, selecciono el diámetro adecuado del estenopo y en función de estos parámetros y la luz exterior calculo el tiempo de exposición. Posteriormente –con la luz roja de seguridad encendida– coloco el papel fotográfico y decido los tiempos de exposición. Una vez he conseguido la imagen, ayudándome de la luz roja que instalé en el interior de la furgoneta y de las cubetas con líquidos de revelado de las que dispongo también dentro, procedo a revelar la imagen que acabo de obtener, por lo que el proceso empieza y se cierra en el mismo lugar; dentro de la furgoneta.

Vista interior de la furgoneta estenopeica en el momento de captura de una imagen © Albedo Media
Vista interior de la furgoneta estenopeica en el momento de captura de una imagen © Albedo Media

AM – ¿Cómo seleccionas los tiempos de exposición?

LM – Es uno de los mayores quebraderos de cabeza. Hay fórmulas para calcularlos en función de la distancia focal y el diafragma que se tiene y por supuesto exposímetros dedicados. Pero el cálculo de los tiempos de exposición en mi caso es más cercano al ensayo-error. Primero partí de la distancia focal. El largo de la furgoneta es la mía, que llega hasta 2.300 mm. Básicamente utilizo dos distancias; una entre 500 y 1.000 mm, y la otra colocando el panel en la parte de atrás de la furgoneta, lo que equivaldría a unos 2.300 mm. En función de la distancia focal que elija, utilizo o bien un iris –orificio– de 1 mm o bien uno de 2 mm para permitir que la luz entre en la furgoneta. A partir de ahí calculo cuál es el número f; mido la luz con el fotómetro a f/22, y dependiendo de lo que resulte la medición, calculo la exposición correcta.

Imagen perteneciente a la serie "Sedentarismos" © Lia Mun
Imagen perteneciente a la serie “Sedentarismos” © Lia Mun

AM – ¿Qué diferencias encuentras entre tu proyecto y una cámara estenopeica convencional?

LM – Para mí, la diferencia principal es estar dentro de la cámara, la vivencia del proceso desde dentro. Hay limitaciones relacionadas con el tamaño de la cámara, para bien y para mal. En ocasiones me veo obligada a encuadrar de una determinada manera porque la furgoneta no puede aparcarse en otro sitio. Tengo ya unos cuantos sitios marcados en el mapa, lugares recurrentes que utilizo en la toma de mis fotografías y que no me suponen un obstáculo a la hora de elegir dónde y en qué condiciones debo situar la cámara para conseguir la imagen que quiero hacer. Además, mi proyecto tiene ciertas ventajas con respecto a una estenopeica tradicional, como la posibilidad de encuadrar o la desaparición del clásico viñeteado en los bordes de la imagen.

Imagen perteneciente a la serie "Lines Made by Driving" © Lia MUn
Imagen perteneciente a la serie “Lines Made by Driving” © Lia MUn

AM – El uso de la la cámara estenopeica suele asociarse a una mayor libertad creativa, un elogio al error donde la estética del proceso se impone narrativamente. En tu caso particular, ¿Qué te aporta la fotografía estenopeica que no encuentres en la fotografía digital?

LM – Cuando utilizas un medio que te ayuda en tu canal de expresión tiene que estar acorde con tu forma de pensar y con lo que quieres hacer artísticamente. Me interesa la suciedad de todo esto. Lo artesano del proceso, la falta de nitidez. En contraposición a este mundo absolutamente digitalizado en el que vivimos, en una cultura de lo visual como la nuestra, este proceso me aporta sensaciones que con la fotografía convencional no puedo conseguir, es totalmente lo contrario. Mi inclinación por la fotografía más oscura de lo habitual está más cerca de la línea estenopeica que de la fotografía digital. Los procesos a utilizar para conseguir un resultado oscuro como el que yo busco son más adecuados en este tipo de fotografía que en otros formatos. Además, el proceso creativo acompañado de la independencia a la hora de tomar las imágenes me aporta mucho más como artista que las técnicas convencionales. Desaparecer de la ciudad, adentrarse en un páramo solitario y entrar en conexión personalmente con lo que después vas a fotografiar, sin nada ni nadie que entorpezca la relación fotógrafo/entorno es una sensación impagable. Es un proceso muy íntimo.

Detalle del interior de la furgoneta estenopeica © Albedo Media
Detalle del interior de la furgoneta estenopeica © Albedo Media

AM – Háblanos de tus proyectos futuros con “The Camera Van Project”.

LM – Uno de los proyectos que estoy llevando a cabo se centra en el ámbito rural, con la pretensión de crear una conexión entre el arte contemporáneo y las zonas más alejadas. Se trata de una vinculación con lo natural, intentando crear una conciencia ecológica y social que permita reflexionar sobre el acto humano en la naturaleza. En concreto, creo que el problema de los vertederos ilegales en Madrid necesita de una visibilidad diferente para conseguir un cambio necesario e inmediato. Y es por esto que el resultado de las imágenes se traduce con un modelo en posición sedentaria –que simboliza nuestra inacción y conformismo frente a esta situación–, rodeado de un decorado hecho especialmente para esa fotografía con restos de basuras que he ido encontrando. Además, quiero empezar una campaña de micromecenazgo que me permita mejorar aún más las instalaciones de la furgoneta, además de sufragar los grandes gastos en material que supone trabajar con un proyecto como éste.

Madrid / El Pardo © Lia Mun
Madrid / El Pardo © Lia Mun

Todos los trabajos de Lia Mun pueden ser revisados en sus redes sociales, Instagram y Twitter, y en su página web oficial.

Dejar una respuesta

¡Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce aquí tu nombre

Los comentarios en esta página pueden ser moderados; en tal caso no aparecerán inmediatamente al ser enviados. Las descalificaciones personales y los comentarios inapropiados que no tengan que ver con el tema a tratar serán eliminados.