Tokina presentó en la pasada CP+ 2018 su nueva serie denominada Opera estrenada por un luminoso 50 mm para cámaras con sensor de «formato completo» (24×36 mm) de alta calidad. Aunque en aquella ocasión ya tuvimos ocasión de realizar una breve toma de contacto a pie de estand, ahora procedemos a realizar una prueba más completa con una unidad definitiva, en combinación con la Canon EOS 5Ds R.

Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR
Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR

Esta nueva familia de ópticas pretende ocupar un escalón de prestigio, del que hasta ahora carecía Tokina, equiparable al que será su principal competidor en el mercado, la serie Art de Sigma.

Diseño y manejo

Acorde con esta imagen de calidad que se quiere ofrecer, muestra un diseño sobrio y elegante, con todos los elementos integrados y sin aros que destaquen por color o forma. Un gran aro de enfoque de tacto suave y movimiento preciso domina el barrilete del objetivo en el que también apreciamos la ventana de medidas y el conmutador de AF-MF.

Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF
Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF. © Albedo Media

Con casi 1 kg en la balanza no se le puede considerar ligero, pero, a pesar de que se acumula más peso en la parte frontal, montado en la EOS 5Ds R utilizada para la prueba resulta equilibrado. Las mismas consideraciones se pueden comentar respecto al tamaño –10,7 cm de longitud con un diámetro máximo de 80 mm–; una apertura máxima de f/1,4 para captores de estas dimensiones obliga a ello, pero insistimos en que forma un buen equipo con las cámaras para las que está pensado.

Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR
Aunque voluminoso y pesado, resulta equilibrado y fácil de manejar junto a la Canon EOS 5D SR utilizada para esta prueba. © Albedo media

Con una distancia mínima de enfoque de 40 cm, el recorrido se realiza en el interior del objetivo por lo que este no varía sus dimensiones al enfocar; característica que otorga solidez a la óptica.

Incorpora juntas de sellado, no sólo en la parte trasera sino en siete áreas más proclives a sufrir la entrada de polvo y lluvia, equiparándolo así a las cámaras para las que está pensado. De hecho, gran parte de esta prueba de campo se realizó en otoño, bajo la lluvia, sin que cámara ni objetivo sufrieran por ello.

Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF
Hasta 8 juntas de sellado diferencian este Tokina Ópera. © Albedo Media

De serie se incluye un parasol de pétalos de generosas dimensiones que presenta la interesante utilidad de una pequeña tapa superior para poder manejar los filtros polarizadores con comodidad. Lástima que esta tapa no se quede enganchada y haya que retirarla por completo para que cumpla su función; nos tememos que muchas acabarán perdidas.

Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF
El parasol del Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF cuenta con una ventana para manejar filtros. © Albedo Media

Muestras y rendimiento

Entre sus 15 lentes distribuidas en 9 grupos se incluyen tres vidrios moldeados de dispersión extra baja con la intención de lograr imágenes de máxima nitidez carentes de aberraciones cromáticas.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/8.000 s – f/1,4 – ISO 400. © Fernando Galán

Como se puede apreciar en las muestras adjuntas, se aprecia un buen nivel de detalle y contraste que se mantiene constante en todo el rango de aperturas y en toda la superficie del fotograma, con una muy ligera caída en las esquinas cuando nos acercamos a los valores más cerrados de diafragma.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/250 s – f/4 – ISO 100. © Fernando Galán

Cuesta encontrar aberraciones cromáticas incluso provocándolas. Si acaso, mínimos halos que sólo aparecen en situaciones extremas –contraluces fuertes– y visibles si efectuamos grandes ampliaciones de la imagen. Los mejores comportamientos los hemos observado con diafragmas abiertos mientras que según vamos cerrando se hacen más visibles.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/400 s – f/2 – ISO 100. © Fernando Galán

Del mismo modo, apenas se aprecia distorsión geométrica. Si acaso un ligerísimo acerico en los bordes de la imagen que desaparece tan pronto nos acercamos al centro.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/250 s – f/4 – ISO 400. © Fernando Galán

En el momento de publicar esta prueba no estaba disponible en el catálogo de Adobe Camera RAW el perfil corrector para este objetivo para poder comprobar de qué manera se eliminan estos mínimos halos. Curiosamente, nos ha llamado la atención que, al buscar a mano un perfil, el programa se va automáticamente al Sigma Art f/1,4. ¿Casualidad?

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/500 s – f/5,6 – ISO 400. © Fernando Galán

Aunque las condiciones climáticas nos han dificultado probar en distintos contextos los destellos –raro ha sido el momento en que ha aparecido el sol durante todos los días que ha durado esta prueba–, al menos hemos podido comprobar el buen trabajo realizado por el nuevo recubrimiento ELRExtremely Low Reflection– que Tokina ha utilizado en este Opera, ya que en las pruebas realizadas sólo aparecían destellos con la luz muy frontal.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/125 s – f/11. © Fernando Galán

Una de las distinciones del objetivo probado frente a otros genéricos la encontramos en el anillo de enfoque, que adopta el comportamiento de las ópticas nativas de cada marca, girando en el sentido que lo hacen estas. No obstante, salvo para probar su comportamiento, no hemos necesitado recurrir al enfoque manual.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/60 s – f/8 – ISO 400. © Fernando Galán

El enfoque automático incorpora un motor ultrasónico y silencioso de alta velocidad que cumple su tarea de modo preciso y rápido. En ninguna de las situaciones a las que nos hemos enfrentado, se ha apreciado duda o imprecisión, ni siquiera con luz escasa. Como indicamos anteriormente, la distancia mínima de enfoque se fija en 40 cm.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/500 s – f2/8 – ISO 400. © Fernando Galán

El diafragma, de 9 palas, abre desde f/1,4 hasta f/16. Se trata del primer Tokina que incluye control electrónico del diafragma para cámaras Nikon. Apreciamos su cierre circular en un desenfoque armonioso al que podemos sacar mucho juego utilizando el valor máximo de apertura.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/60 s – f/16 – ISO 100. © Fernando Galán

Cierto que, con esta cifra, aparece viñeteo; como en prácticamente todos los objetivos de alta luminosidad probados. No obstante, este viñeteado desaparece prácticamente por completo en el siguiente paso de diafragma y ya no queda ni sombra a f/2,8.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Comparado con…

En todas las mentes aparece, inevitablemente, la referencia equivalente de Sigma al hablar de este Tokina Opera. Ambos objetivos se han diseñado con la misma premisa de calidad y luminosidad como meta y a la vista de esta prueba y la que en su momento realizamos del Art, queda claro que ambos la cumplen. La decisión, por tanto, no resulta sencilla.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/80 s -f/3,5 – ISO 100. © Fernando Galán

Ambos objetivos ofrecen una calidad de imagen que puede satisfacer las necesidades de los fotógrafos más exigentes. Sin embargo, para alcanzar las bondades del Tokina hay que desembolsar en torno a 200 € más. Eso sí, a cambio, ofrece resistencia a la intemperie. Un punto que nos parece especialmente importante dado que se trata de una óptica diseñada para cámaras selladas.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/40 s – f/5,6 – ISO 400. © Fernando Galán

Canon y Nikon disponen en sus respectivos catálogos de focales fijas de 50 mm y apertura f/1,4 pero tanto por antigüedad como por prestaciones, ambos quedan por debajo de las dos antes mencionadas. Cierto que también el precio también se reduce bastante, especialmente en el Canon, que no llega a los 500 €.

Conclusiones

Con esta serie Opera, Tokina pretende abrir una línea de excelencia que, a la vista de los resultados, parece bien encaminada. Disponible únicamente para monturas Canon y Nikon, el 50 mm probado se puede encontrar en el mercado por un precio que no llega a los 1.000 €; el más caro de su categoría pero que no sorprenderá demasiado a los usuarios de cámaras full frame de gama media y alta que disfrutarán pronto con los resultados logrados.

Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR.
Tomada con Tokina Opera 50 mm f/1,4 FF sobre Canon EOS 5D SR. 1/1.000 s – f/1,4 – ISO 400. © Fernando Galán

Aunque carece de estabilizador, su gran apertura reduce las situaciones en las que resultaría conveniente utilizarlo y no nos parece un punto negativo a tener en cuenta, máxime cuando en el lado positivo de la balanza pesan factores tan importantes como la nitidez, ausencia de distorsión y halos o mínimo viñeteado.

3 Comentarios

  1. Lo que no entiendo es lo del peso y el tamaño. Los 50 1,4 originales de nikon y canon son estupendos objetivos y miden y pesan menos de la mitad.

  2. Buenas
    Cuando veo estos objetivos fijos de este tamaño y peso, me imagino que ópticamente deben rozar la perfección. Y luego resulta, que tiene viñeteo, distorsiones, halos y reflejos. Vaya mamotreco de 1.000 € 1 Kg con sus defectillos incluidos. Para eso me compro un Voigtlander de 200 g.
    Saludos

Dejar una respuesta

¡Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce aquí tu nombre

       

Los comentarios en esta página pueden ser moderados; en tal caso no aparecerán inmediatamente al ser enviados. Las descalificaciones personales, los comentarios inapropiados, de extensión desmesurada o con demasiados errores ortográficos podrán ser eliminados. Asimismo, en caso de errores considerados tipográficos, el editor se reserva el derecho de corregirlos antes de su publicación con el fin de mejorar la comprensión de los mismos. Recordamos a los lectores que el propósito final de este medio es informar. Para recibir soporte sobre dispositivos o problemas particulares les invitamos a contactar con el correspondiente servicio de atención al cliente.