Leica Digilux 3

Desde ahora, Leica incorpora una nueva línea de cámaras a su catálogo: la de las cámaras reflex monoculares digitales, o DSLR.

La Leica Digilux 3 es una bella y avanzada cámara que sigue el protocolo Cuatro Tercios, y como primer objetivo incorpora un nuevo Leica D Vario-Elmarit 14-50 mm f/2,8-3,5 estabilizado ópticamente…

La línea de la Leica Digilux 3 recuerda a la de la serie M

 

Si nos atuviésemos estrictamente a la nota oficial de prensa de Leica Camera AG, de Solms, parecería que no existe la más mínima relación entre su nueva Leica Digilux 3 y firmas tales como Olympus o Panasonic, pues si bien se indica que la nueva cámara Leica sigue el protocolo “FourThirds Standard”, o “Cuatro Tercios”, y se hace mención del gran aporte del sistema de estabilización OIS, así como del captor Live-MOS, en ningún caso se cita a las otras dos firmas implicadas.
Y sin embargo, la excelente Leica Digilux 3 se deriva muy directamente del modelo Panasonic Lumix L1, que su vez incorpora una gran parte de la tecnología de la cámara Olympus E-330.
Protocolo cuatro Tercios, caja de espejo, visor según Porro y sistema de limpieza del captor por ultrasonidos son originarios de Olympus. Captor Live-MOS, que permite el sistema  Live-View es originario de Panasonic, al igual que el sistema de estabilización “OIS”.
Todo lo anterior no quiere decir que la Leica Digilux 3 no sea un producto Leica, pues en toda la fase de desarrollo la colaboración entre la firma alemana y nipona ha sido constante de principio a fin.
El bello diseño de la Leica Digilux 3, que comparte en un elevado porcentaje la Lumix L1, es autoría al parecer del diseñador berlinés profesor Achim Heine.
Y desde luego, el muy interesante objetivo Leica D Vario-Elmarit 14-50 mm f/2,8-3,5 Asph es también diseño Leica.

Perfilado Leica específico

Uno de los puntos en mi opinión más interesante de la nueva Leica Digilux 3 es, citando literalmente: …”En relación al ajuste del color, el contraste y la definición e la imagen, Leica Camera AG ha desarrollado su propio perfil. este perfil está orientado hacia las características de  imagen que son bien conocidas por los usuarios de los sistemas (M y R) de cámaras Leica, derivadas de su uso en combinación con las películas fotoquímicas profesionales y su tratamiento en laboratorios especializados”.

Ello significa que la paleta de color será bastante distinta de lo ofrecido por otras cámaras digitales, incluyendo las dos “parientes citadas”, y ello representa un factor indudablemente muy interesante.

 

Presentación y acabado

A diferencia de la Panasonic Lumix L1, realizada en un severo acabado negro integral, la Leica Digilux 3 se ofrece en un acabado cromo que enfatiza quizá aún más la construcción enteramente metálica de esta primera Leica réflex monocular para el sistema Cuatro Tercios. La Leica Digilux 3 está construida sobre un chasis en aleación de aluminio y magnesio, con paneles superior e inferior igualmente metálicos. En su conjunto, pero especialmente por la parte posterior, la Leica Digilux 3 es de un aspecto brillante, de magnífico acabado.

El dorso en cromado contrasta con el similcuero

 

El objetivo

El objetivo es un Leica D Vario-Elmarit  14-50 mm f/2,8-3,5 Asph, el primer objetivo Leica para una cámara digital con objetivos intercambiables. Y no será el último, pues ya está anunciada y garantizada una serie de nuevos objetivos “Leica D”.
Debido a la diagonal propia de los captadores de formato Cuatro Tercios, las focales equivalentes son de 28-100 mm.
Antes de avanzar con la información relativa al nuevo objetivo y cámara, convienen recordar que dentro del protocolo Cuatro Tercios al que pertenece la Leica Digilux 3, los objetivos son intercambiales entre cuerpos y marcas, y por lo tanto, la cámara de Leica acepta los objetivos Olympus Zuiko Digital y a la inversa. Objetivos de otros fabricantes, como es del caso de determinadas ópticas de Sigma, también son plenamente utilizables.
El sistema de enfoque por motores sin núcleo permite disponer de forma simultánea autoenfoque y enfoque manual.

Nuevo: mandos analógicos en una cámara digital

El objetivo Leica D Vario-Elmarit  14-50 mm f/2,8-3,5 Asph dispone de la estabilización óptica interna Mega OIS originaria de Panasonic, y esa estabilización funciona también sobre los cuerpos de cámara Olympus y Panasonic.
La estabilización se muestra muy eficaz, y permite tomar fotografías a tiempos de exposición hasta dos puntos más largos de lo que sería tolerable sin riesgos de trepidación para una situación dada. Así por ejemplo, podremos disparar a 1/30 de segundo en una situación que haría aconsejable hacerlo a 1/125 de segundo, por ejemplo al emplear la focal de 50 mm, que recordemos, es equivalente a una de 100 mm.
Existe la posibilidad de desconectar el sistema, para el que existen dos modos de operación. En el primer modo, la acción de la estabilización es constante y puede apreciarse a través del visor, y en la segunda entra en acción solamente en el momento del disparo en si, y es ligeramente más eficaz.

El diseño óptico de este objetivo es muy refinado, y se sustenta en 12 grupos a partir de 16 elementos, dos de los cuales son lentes aesféricas de diámetro relativamente grande. La distancia mínima de enfoque es de 29 cm a todas las focales, notable por lo favorablemente corta.
El Leica D Vario-Elmarit  14-50 mm f/2,8-3,5 Asph cierra hasta f/22, y utiliza filtros de 77 mm de diámetro, siendo su largo de 103 mm y su peso de 486 gramos.
Lo más llamativo a simple vista, es que se trata del único objetivo diseñado para digital de entre los existentes en el mercado que dispone de un auténtico aro de diafragmas, ajustables mediante “clics” en pasos de medio punto.

La filosofía del diseño

El objetivo incorpora estabilización internaEl objetivo es telecéntrico

Digilux-3-flash72

La Leica Digilux 3 (*) es realmente notable por el hecho de que se trata de la por el momento única réflex monocular digital con objetivos intercambiables con mandos analógicos para el control de los tiempos de obturación y las aberturas de diafragma. Su diseñador, el profesor berlinés Achim Heine, ha sabido sacar partido del diseño Olympus de la caja del espejo de giro vertical y del visor de tipo de Porro a fin de crear una cámara plana por la parte superior, sin la característica protuberancia del pentaprisma. Este mismo diseño, que ha sido aplicado a la Lumix L1 unos meses antes, permite crear una cámara con un cierto “aire” a las cámaras de telémetro de la serie Leica M. Esa elegante estética queda ahora acentuada –en mi opinión– con el acabado en cromo plateado de la Leica Digilux 3.

Mandos analógicos para los tiempos de obturaciónAro de diafragmas sobre el barrilete

En lo que respecta al manejo, la idea es disponer de una ágil cámara réflex monocular digital que en lo fundamental se maneje como una cámara analógica.
Así el tambor de ajuste de los tiempos de exposición muestra los valores desde 1/4000 de segundo hasta el punto que abre la gama de tiempos largos a partir de 1 segundo, y ello con ajustes en tercios de punto, al tiempo que el aro de aberturas de diafragma sobre el barrilete del objetivo admite ajustes en pasos de medio punto.

Captor y modo Live-View

El avanzado captor Live-MOS de 7,5 megapíxeles es un tipo especial de CMOS, que ofrece mayor superficie útil de captación de luz por cada pixel. Su bajo consumo y bajo nivel de calentamiento permite ofrecer lo que se llama Live-View, o visión en directo a partir de la propia imagen generada por el captador, algo que es una novedad (**) en una cámara de tipo réflex monocular. El sistema de visión a través del monitor, permite utilizar esta cámara réflex desde posiciones de toma insólitas. Igualmente permite realizar tomas sobre trípode con encuadres muy precisos, enfocar con imagen ampliada en el propio plano focal, comprobar el ajuste real de la temperatura de color e incluso la profundidad de campo real sin pérdida de luminosidad. Todo ello sobre un brillante monitor de 6,35 cm de diagonal y 207.000 píxeles. En la  Leica Digilux 3, se dispone de autoenfoque incluso en el modo Live-View, y un simple toque de botón revierte el aparato a su modo de visión réflex convencional.

Medición, autoenfoque y otros aspectos

La medición, matricial, se lleva a cabo sobre 49 zonas, disponiéndose de modo promedio y puntual. En el modo Live-View, la medición se realiza sobre 256 zonas.
El autoenfoque, opera sobre tres puntos horizontales, que se seleccionan de  forma automática con opción de ajuste manual.
Las sensibilidades disponibles van desde 100 a 1.600 ISO, al tiempo que los modos de exposición ofrecen el conjunto “PASM”, según combinación de las posiciones del tambor selector de tiempos de exposición y del aro de diafragmas. La Leica Digilux 3 tiene prevista la utilización de objetivos de otras marcas para el sistema Cuatro Tercios que no dispongan de aro de aberturas sobre el barrilete: un dial situado en sobre el dorso permite su manejo de forma similar a la que se haría en una cámara réflex monocular distinta de la Leica Digilux 3.

 

Ajustes de imagen

Además del perfil de color propio Leica antes citado, la Leica Digilux 3 ofrece modos de emulación de película fotoquímica, y ello tanto para color o blanco y negro. Así en color se dispone de lo que podría considerarse (no especificado así por Leica), como emulsiones Astia, Provia y Velvia, y en blanco y negro, emulsiones de contraste normal, suave y vigoroso. A ello se suman los ajustes de acutancia, contraste y saturación habituales.
En lo que respecta al ajuste de blancos, además de los modos ya habituales, existe la posibilidad de ajuste fino de los ejes azul/ámbar y verde/magenta, y ello a través de una interfaz gráfica muy fácil de visualizar. Los que lo deseen pueden ajustar también la temperatura de color desde los 2.500K a los 10.000K a lo largo de 31 pasos.

Dotación

Como es habitual en el caso de las cámaras Leica digitales, sean de gama alta o media, la dotación es particularmente generosa y en la mayor parte de las ocasiones y al margen de otras consideraciones,“sale a cuenta”.
Así la Leica Digilux 3 viene con una tarjeta SD de 1 Gb, y se entrega con software Adobe Photoshop Elements 4.0 (PC) o 3.0 (Mac), Quick TIme y driver USB.

(*) Junto con la Panasonic Lumix L1
(**) La primera cámara en ofrecerlo fue la Olympus E-330, seguida de la Panasonic Lumix L1. La Leica Digilux 3 comparte tecnología de caja de espejo, sistema de visión y captor Live-MOS con las dos anteriores.

 

La línea de la caja es muy plana

 

       

Los comentarios en esta página pueden ser moderados; en tal caso no aparecerán inmediatamente al ser enviados. Las descalificaciones personales, los comentarios inapropiados, de extensión desmesurada o con demasiados errores ortográficos podrán ser eliminados. Asimismo, en caso de errores considerados tipográficos, el editor se reserva el derecho de corregirlos antes de su publicación con el fin de mejorar la comprensión de los mismos. Recordamos a los lectores que el propósito final de este medio es informar. Para recibir soporte sobre dispositivos o problemas particulares les invitamos a contactar con el correspondiente servicio de atención al cliente.